Salud auditiva

Otitis, sordera, ruido...


¿No se cura la otitis?

volver
Ha llegado el calor. Y con él, los baños, las piscinas, la playa.

Hay personas con tendencia a padecer otitis externa en verano, por la humedad en los oídos tras el baño. Pero nadie está totalmente a salvo. Cualquiera podemos tener una otitis externa: otitis de piscina, otitis del bañista, etc., típica de la época veraniega.

Es una infección del conducto auditivo externo muy dolorosa, que requiere tratamiento, habitualmente con gotas de antibiótico y algún antiinflamatorio y/o calmante.

Pero si, a pesar del tratamiento, el dolor sigue, la infección no se cura, debemos sospechar que pueda ser una infección por hongos, una otomicosis, muy frecuentes en los ambientes de humedad.

Si es así, debemos comenzar un tratamiento distinto. Lo mejor es acudir al especialista que hará el diagnóstico y pondrá el tratamiento necesario.

Para prevenir estas infecciones es importante secar los oídos tras el baño y evitar bañarse en aguas sucias o dudosas.

Comentarios

Participa. Pregunta, opina o comenta. Todos sumamos